A vueltas con la actualización de balances

A vueltas con la actualización de balances: Momento en el que debe ser contabilizada la nueva actualización balances (Ley 16/2012, de 27 de diciembre)

Las empresas o particulares (que ejerzan actividades empresariales) que quieran acogerse a la nueva Ley de actualización de balances, tienen un problema, y es el momento en el cual las operaciones de actualización debe ser registradas contablemente.

La Ley indica que las operaciones de actualización se practicará respecto de los elementos susceptibles de actualización que figuren en el primer balance cerrado con posterioridad a la entrada en vigor de la presente disposición (la ley entró en vigor el 28 de diciembre de 2012), o en los correspondientes libros registros a 31 de diciembre de 2012 en el caso de contribuyentes del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas que estén obligados por dicho impuesto a la llevanza de los mismos, siempre que no estén fiscalmente amortizados en su totalidad. A estos efectos, se tomarán, como mínimo, las amortizaciones que debieron realizarse con dicho carácter.

Dicho de otro modo, la actualización se aplicará sobre el primer balance cerrado a partir del 28 de diciembre de 2012, esto significa, que normalmente, se aplicará sobre el balance cerrado el 31 de diciembre de 2012, si la empresa cierra en dicha fecha.

Ahora bien, ¿en qué momento debemos registrar contablemente la actualización de balances?, con respecto a esto, la Ley indica que las operaciones de actualización se realizarán dentro del período comprendido entre la fecha de cierre del balance y el día en que termine el plazo para su aprobación.

Tratándose de personas jurídicas, el balance actualizado deberá estar aprobado por el órgano social competente. En el caso de contribuyentes del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas las operaciones de actualización se realizarán dentro del período comprendido entre el 31 de diciembre de 2012 y la fecha de finalización del plazo de presentación de la declaración por dicho impuesto correspondiente al período impositivo 2012

Aplicación práctica de la Ley de Actualización de Balances (Ley 16/2012).

La Ley 16/2012, de 27 de diciembre, por la que se adoptan diversas medidas tributarias dirigidas a la consolidación de las finanzas públicas y al impulso de la actividad económica, nos ha traído una nueva actualización de balances para para contribuyentes del IS, IRPF e Impuesto sobre la Renta de No residentes (IRNR) que realicen actividades económicas.

Serán actualizables los elementos del inmovilizado material y de las inversiones inmobiliarias situados tanto en España como en el extranjero (incluido las que estén en régimen de arrendamiento financiero), existentes a 31 de diciembre de 2012. La actualización habrá que hacerla elemento por elemento, y se actualizará tanto el valor inicial del mismo como las amortización acumulada.

El importe de las revalorizaciones contables que resulten de las operaciones de actualización se llevará a la cuenta «reserva de revalorización de la Ley 16/2012, de 27 de diciembre», que formará parte de los fondos propios.

La actualización habrá que hacerla entre el periodo que abarque la fecha de cierre del ejercicio (normalmente el 31 de diciembre) y el día en que termine el plazo para su aprobación por parte de la Junta Socios. (Ojo a esto es importante: hay que hacerlo entre Enero y el plazo de aprobación de las cuentas anuales por parte de la Junta General de Socios).

En el art. 9 de la Ley se establecen los coeficientes a aplicar.  Pero como novedad en esta actualización, en comparación con las anteriores, es que el resultado que surja de la aplicación de los coeficientes no es la plusvalía que va a ser objeto de actualización, sino que hay que aplicar a esa plusvalía el coeficiente de financiación establecido para la exención por reinversión de bienes inmuebles establecida en el art. 15.9 del TRLIS. Esto es importante, porque es una novedad en esta actualización de balances (ver con detenimiento el art. 9 punto 6, es importante), por lo tanto, no será igual para todas las empresas dependerá de su coeficiente de financiación, de tal modo que las empresas más endeudadas serán castigadas con respecto a las menos endeudadas.

Este coeficiente de financiación se calculará mediante la siguiente formula:

Patrimonio neto/(Patrimonio neto+pasivo-derechos de cobro-tesorería)

Si este coeficiente es igual o inferior a 0,4 se aplicará, en caso contrario no, de modo que a las sociedades más endeudadas estarán perjudicadas por esto. Se tomarán los datos medios de los balances de los últimos cinco años.

También se indica en la Ley que El coeficiente a que se refiere este apartado no será de aplicación a los contribuyentes del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.

Esto tiene un coste y el gravamen único del 5 por ciento sobre el saldo acreedor de la cuenta «reserva de revalorización de la Ley 16/2012, de 27 de diciembre».

 

CASO PRÁCTICO:

Supongamos un elemento de inmovilizado material adquirido a finales de 2006, el precio de adquisición fue de 100.000 euros y la amortización anual desde entonces es de 3.000 euros.

 

Aplicar la actualización de balances en los dos supuestos siguientes:

1.- Los datos promedios de los ejercicios 2007 a 2012 para el cálculo del coeficiente de financiación son:

Patrimonio neto:         90.000

Pasivo total:                200.000

Derechos de crédito:   40.000

Tesorería:                      10.000

2.- Los datos promedios de los ejercicios 2007 a 2012 para el cálculo del coeficiente de financiación son:

Patrimonio neto:         180.000

Pasivo total:                 200.000

Derechos de crédito:    40.000

Tesorería:                       10.000

 

SOLUCIÓN:

Aplicación de los coeficientes de actualización:

AÑO

ADQUISICIÓN

COEFICIENTE

VALOR ACTUALIZADO

INCREMENTO VALOR

2006

100.000

1,1017

110.170

10.170

10.170

2007

-3.000

1,0781

– 3.234

-234

2008

-3.000

1,0446

– 3.134

-134

2009

-3.000

1,0221

– 3.066

-66

2010

-3.000

1,01

– 3.030

-30

2011

-3.000

1,01

– 3.030

-30

2012

-3.000

1

– 3.000

0

-494

TOTAL

9.676

9.676

 

Caso 1: Cálculo del coeficiente de financiación:

90.000 / (90.000+200.000-40.000-10.000) = 0,375

Al ser menor de 0,40 se aplica el coeficiente, luego la actualización que se puede hacer es la siguiente:

Valor inicial: 10.170 x 0,375 =  3.814

Amortización acumulada: 494 x 0,375 = 185.

Valor actualizado: 3.814 – 185 = 3.629

Coste fiscal de la actualización: 5 % sobre 3629 = 181.

Asiento de actualización:

3.814 Inmovilizado material Amortización acumulada

185

Hacienda Pública acreedora

181

Reserva de revalorización de la Ley 16/2012, de 27 de diciembre

3.445

 

Caso 2: Cálculo del coeficiente de financiación: 

180.000/(180.000+200.000-40.000-10.000) = 0,545

Al ser mayor de 0,40 no se aplica el coeficiente, luego la actualización que se puede hacer es la siguiente:

Valor inicial: 10.170

Amortización acumulada: 494.

Valor actualizado: 10.170 – 494 = 9.676

Coste fiscal de la actualización: 5 % sobre 9676 = 484

Asiento de actualización:

10.170 Inmovilizado material Amortización acumulada

494

Hacienda Pública acreedora

484

Reserva de revalorización de la Ley 16/2012, de 27 de diciembre

9.192

En consecuencia, el mismo elemento de inmovilizado con el mismo valor, tendrá una actualización totalmente distinta según el coeficiente de financiación de la empresa, perjudicando a las más endeudadas.

Recordar que en el caso de que el contribuyente sea una persona física, no será de aplicación el coeficiente de financiación.

Fuente:http://gregorio-labatut.blogspot.com.es/2013/01/aplicacion-practica-de-la-ley-de.html#more

Recomiendo el siguiente blog: http://gregorio-labatut.blogspot.com.es/

El próximo día 11 de marzo de 2013, el profesor Gregorio Labatut Serer impartirá un seminario titulado “Podemos realizar una actualización de balances ahora”.
El seminario tendrá lugar en el Colegio de Titulares Mercantiles de Granada, a las 16 horas.

El programa será el siguiente

  1. Antecedentes.
  2. Sujetos que pueden acogerse a la Ley.
  3. Elementos que se pueden actualizar.
  4. Momento en el que se debe realizar la actualización.
  5. Devengo y pago del impuesto.
  6. Metodología de las operaciones de actualización.
  7. Amortizaciones futuras de los elementos actualizados.
  8. Cuenta “Reserva por revalorización Ley 16/2012, de 27 de diciembre”.
  9. Elementos previamente actualizados.
  10. Deterioros o pérdidas posteriores de elementos actualizados.
  11. Información en la memoria.
  12. Casos prácticos
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: